Los títulos más interesantes dentro de uno de los géneros más macabros y oscuros del cine.

Con los asesinos seriales, como con el colesterol, poca broma.  

Una elocuente excepción entre estereotipos, capas y puñetazos.

La pena aquí es todo lo que se pudo hacer y no se hizo.

La historia de cómo Arthur Fleck acaba convirtiéndose en Joker.

Juegue quien juegue, siempre ganan los americanos.

Final inconformista, arriesgado, rebelde, liberal y liberador.

Elegante sin llegar a obsesionarse con ser impecable.

Evento generacional que pone punto y aparte a una era cinematográfica.